martes, 2 de diciembre de 2014

Primera entrevista a Lio Messi

—Pregunta clásica para toda presentación de un jugador: ¿vos cómo te definirías?—Ja, no sé... Me muevo rápido, tengo habilidad... Soy zurdo pero a veces le pego con la derecha.

—¿Qué te dio el fútbol europeo?

—Aprendí a pegarle mejor a la pelota, a cubrirla más, a tocar de primera. Todos los técnicos me decían que aproveche para jugar de una, así hago el fútbol más rápido. Pero el jugador que nace en la Argentina desequilibra y hace la diferencia con la gambeta. Y tiene más picardía, eso se nota... En el potrero te acostumbrás a jugar con chicos más grandes, y después te sirve.

Confiesa que le costó la adaptación al nuevo mundo. Los primeros seis meses fueron durísimos, lloró mucho cuando tuvo que despegarse de sus amigos, de muchos familiares. Su consuelo llegaba en forma de ilusión. Pese al dolor, sabía que era lo mejor para él. De hecho, como el Barsa exige estudiar, Messi va al colegio León XIII con otros chicos de La Masía, algo así como la pensión del club. En sus tiempos libres, cuando no hay pelota ni libros, mira Operación Triunfo, chatea con sus amigos argentinos y escucha música.

Su conexión argentina, pese a sus grandes apellidos, son los argentinos que están o estuvieron en el club. "Saviola me regaló una camiseta. Me parece una persona excepcional. Y como jugador, lo admiro. Me impresiona cómo encara siendo chiquito... Con Bonano fuimos a tomar un helado y hablamos varias horas. Y con Riquelme fuimos a comer... Me sorprendió su salida. El podía triunfar acá".

—¿Qué te sorprendio del barsa??

—Yo sabía que era un club muy grande, era hincha desde la época de Ronaldo, pero no tanto... Con Newell''s iba a los torneos y dormíamos en casas de familia. Acá te mandan a hoteles de tres estrellas y con todos los chiches.

—¿Seguís el fútbol argentino?

—Bastante. A veces pasan partidos por televisión y miro todo. A Cavenaghi lo vi mucho pero a Tevez, poco. Me gustaba mucho D''Alessandro, aunque ya se fue. El que vino a Newell''s, Patiño, juega bien.

—¿Así que te sondearon para jugar en la selección española?

—Hace poco estábamos en la definición de un torneo, y yo no podía jugar porque era solamente para españoles. Ahí, un técnico (Ginés Menéndez, del Sub 16) me preguntó si me gustaría jugar para España. Me alegró. Pero le contesté que prefiero un llamado de mi país.


Entrevista: Jorge López.   trabajo: (Olano Yamil)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada